Menu

HALLOWEEN SE LLENA DE ROCK

Esrito por Génesis Arroyo Rodríguez

Eran las 9:00 p.m. del 30 de octubre cuando las luces del Amón Solar, mejor conocido como el Sótano, iluminaron la tarima de donde saldrían los primeros músicos de la noche, Fernando Yazbek, Fernando (Nando) Bermúdez y Pablo Mejía, para llenar toda la sala con las melodías de sus guitarras, acompañados de la mágica decoración de calabazas, telarañas y disfraces que adornaban el lugar.

Los aplausos y los gestos satisfechos de las personas al finalizar el primer acto de la noche, se dieron con gran facilidad y evidenciaban lo mucho que lo estaban disfrutando en ese espacio acogedor que se veía casi al borde con las ,aproximadamente, 85 personas que habían llegado a pasar una noche llena de música y buenos momentos. Tras un corto silencio, los músicos se despidieron del público agradeciendo por su atención, para luego bajar del escenario y dar paso al siguiente acto musical.

 Las miradas de los expectadores se plasmaron en la banda que subía las gradas que daban a la tarima, ahí llegaba Palo Malo liderado por su vocalista Mike Aguilar que, con cerveza en mano y una gran sonrisa, realizó el conteo para dar inicio a al singular ritmo de su música, seguido de los aplausos y gritos entusiastas de sus admiradores.

El acto inició con la canción Al final del tiempo, para continuar con  Ojos de Girasol,Quisiera volver y otras, que completaron su repertorio de la noche, para finalmente cerrar la actuación con El Bocho, la pista que hizo a todo el lugar cantar junto a ellos y disfrutar al máximo de los tres minutos que duró, especialmete por los gestos y ademanes que hacía el cantautor al pronunciar cada palábra de forma pícara y coqueta. Al cesar el sonido de ovación producido por el público, el grupo se depidió abandonó el escenario.

Seguidamente, una música suave de Pink Floyd se escuchó a través de los parlantes, para dar lugar a un pequeño receso. La barra de comidas y bebidas se llenó de inmediato y los grupos de amigos se divertían conversando mientras esperaban a que el tiempo pasara y la próxima banda llegara a deleitarlos con la música que tanto les gustaba.

Los 15 minutos de descanso se acabaron y las luces se volvieron a enfocar en el espacio donde se ubicaban los grupos, para encontrar a los integrantes de Cuerda Floja listos para tocar su música, iniciando con la canción que representa al nombre de su banda, Cuerda Floja fue la composición que abró el acto, seguida de Sombras, Cementerio de los Sueños,Quiero Oirte,Algún Día,Ave Fénix,Hasta el Sol,Mi Identidad,Cadejo Soy,Invocas a la Muerte,Naufrago,Soledad sin Potestad, para finalizar con Duende Enamorado.

Entre su acto, el vocalista Gerardo Bermúdez, expresó su gran amor y comprimiso por su familia, principalmente su hermana, en quien se inspiró para escribir Algún Día, ya que ella sufría de una enfermedad que deterioraba su cuerpo, pensando en que algún día ella se recuperaría y podría salir adelante. Además, confesó que la canción Ave Fénix fue realmente escrita por su hermana, quien la compuso con la esperanza de curarse y surgir como dicha ave.

Faltando pocos minutos para finalizar el show, el guitarrista de la banda, Gael, tuvo que dejar de tocar debido a un fuerte ataque de ansiedad, No siento mis manos comentaba el músico, con gran pena y estrés por el momento en el que estaba posicionado; por otro lado, los gritos de apoyo comenzaron a abundar en el salón y le dieron ánimos al guitarrista, quien se sintió mejor y pudo concluir la lista de canciones de manera apropiada.

Al marcar las 12:05 a.m. la función llegó a su final y todos los artistas se fueron a sus camerinos respectivos, para dejar el lugar lleno de personas satisfechas y contentas con toda la música que ahí se presentó. Las personas se comenzaron a retirar y las luces se fueron apagando, para dar un final definitivo a lo que había sido el halloween rockero del año.

Categories:   Arte, Artista Nacional, Cultura, Musica

Comments